fbpx

delito de odio

Atentados, amenazas de bombas, agresiones: la realidad creciente de los musulmanes en Alemania

“Mi madre me ha escrito que se sentiría mejor si dejara de colgar posts en las redes sociales. Dice que se ha vuelto demasiado peligroso para personas como nosotras, que así soy un objetivo demasiado fácil. Me parte el corazón, que tema por mi vida en Alemania”. La investigadora y educadora Aylin Karabulut tuiteó esto después del atentado de Hanau en el que un terrorista de extrema derecha mató a nueve personas en dos bares de shisha y también acabó con la vida de su madre. Pero su objetivo delata un odio más concreto: la islamofobia.


Mayda Daoud, tras dejar la política:“Si no combatimos el odio con la palabra, viviremos de mal en peor”

Fuera de Ceuta Mayda Daoud apenas es conocida. Sin embargo, a sus 28 años deja tras de sí una carrera política que la ha llevado a primer plano durante la última década en su ciudad natal. Retirada hace solo unos meses de la primera línea, esta socialista lamenta los mensajes de WhatsApp atribuidos a la rama ceutí de Vox que llamaban a la guerra contra los musulmanes. Asegura que le cuadran dentro de su “populismo barato” y llama a una verdadera convivencia para acabar con el odio. Habla también de los jóvenes musulmanes como ella y de la islamofobia extendida a la que se enfrentan en toda España.



Marina Prieto: “La islamofobia es un problema de todos”

Estos 11 y 12 de diciembre se celebra en Málaga el primer congreso nacional para “desmontar” la islamofobia. Marina Prieto, responsable de su organización y técnico de prevención de la islamofobia en la Asociación Marroquí para la Integración de Inmigrantes, defiende en Salam Plan que hace falta un cambio social que se construya desde el respeto a los diferentes puntos de vista. Señala que la libertad de expresión termina cuando se daña al otro.





La hermana del cura degollado por Daesh en 2016: “Jacques decía que ‘solo si compartimos las diferencias, la paz podrá echar sus raíces’”

Este 26 de julio hace tres años desde que el sacerdote Jacques Hamel fue degollado por dos terroristas mientras celebraba una misa matutina en el pueblo francés de Saint-Etienne-du-Rouvray. Aquel día los medios de comunicación informaron sobre la toma de rehenes mientras sucedía y el padre Hamel -dentro del templo- intentaba hacer entrar en razón a los agresores. No sobrevivió al atentado que después reivindicó Daesh. A su entierro acudieron representantes cristianos, musulmanes y judíos para mostrar la unidad entre las religiones.


Oleada de amenazas de bomba contra mezquitas de Alemania

Al menos cuatro mezquitas han recibido amenazas de bomba en solo dos días en Alemania. Los templos recibieron correos electrónicos avisando de un ataque inminente, pero todas las amenazas resultaron ser falsas. No es la primera vez, y el Consejo Central de Musulmanes alemán advierte de que no es más que “la punta del iceberg”.